Cómo se prepara la quinoa

Aunque no vengan sucias, las semillas de quinoa se recubren de saponinas, sustancias que de forma natural, protegen a la planta y se caracterizan por lo amargo de su sabor; si bien durante la recolección y procesado buena parte de las mismas queda eliminada, no está demás darles un lavado antes de usar. Cómo hacerlo, además de formas de preparación, se desvelan a continuación.

¿Qué es la quinoa?

Tabla de contenidos

Desde tiempos prehispánicos, ha formado parte de las civilizaciones de los Andes, tradición que se extiende a la gastronomía actual debido a la versatilidad de la semilla, la cual es consumida en diferentes presentaciones, desde el grano entero o tostado, hasta en harina, hojuelas y su más reciente versión, en polvo instantáneo.

Tipos:

Son tres los tipos de quino que existen, cada uno con características distintivas que les permiten ajustarse a diferentes platos y formas de preparación:

–          Quinoa blanca:

Conocida igualmente como quinoa real, corresponde a la variedad más conocida de todas, se caracteriza por la ligereza de su textura y suave sabor, además de ser rica en proteína, baja en calorías y capaz de aportar numerosas vitaminas y minerales, atributos que le permiten adaptarse a distintas recetas.

–          Quinoa negra:

Este híbrido es consecuencia del cruce de quinoa y espinaca; se distingue gracias a lo dulce de su sabor y textura crujientes; en cuanto a valor nutricional tiene elevado valor de litio y es rica en antioxidantes y presume de sustancias que le confieren efecto cicatrizante y antinflamatorio, recomendándose como aliado del sistema nervioso y contra el estrés.

–          Quinoa roja:

De intenso sabor – parecido al de la nuez – la quinoa roja presenta elevado valor nutricional; su contenido de fibra, carbohidrato y ácido fólico supera al de las otras dos variedades, recomendándose para dietas de deportistas que le incluyen en ensaladas o acompañante de frutas.

¿Cómo se prepara la quinoa?

De acuerdo a lo antes explicado, la quinoa puede emplearse en cualquier clase de dietas; sin embargo, aprovechar los beneficios que ofrece está sujeto a una correcta preparación ¿Cómo conseguir que quede sabrosa y en su punto?

1.      Lavado:

Pese a que la industrialización permite encontrar la quinoa en presentación lista para usar – limpia, envasada y disponible para cocinar y consumir – se recomienda lavar muy bien las semillas antes de su cocción, con ello se descarta la presencia de saponinas, que además de amargas, son sustancias toxicas capaces de comprometer la asimilación de sus propiedades,

El procedimiento es simple, se colocan las semillas en un bol con agua fría del grifo, cuidando de frotar suavemente, antes de escurrir, esto será suficiente para retirar la capa de saponinas que las recubre.

2.      Cocción:

La quinoa se cocina de forma parecida al arroz, lo que implica una parte de las semillas por cada dos de agua con sal; en un cazo resistente al calor, calentar el agua hasta que hierva, en ese punto, adicionar las semillas y permitir que se cocinen a fuego medio, durante 15 minutos aproximadamente.

Se sabrá que están listan cuando dupliquen su volumen y se tornen transparentes; es importante que los granos queden esponjosos, resistentes y ligeramente sueltos, sin que llegue a formar una pasta blanda.

3.      Secado y reposo:

Debido a que retiene mucha agua, será necesario escurrirla para retirar el exceso, bastando con pasarla por un colador fino; acto seguido, devolverla al cazo en el que se cocinó y tapar para que repose, recomendándose además, airear ayudándose de un tenedor.

El truco para la quinoa perfecta:

Pese a que siguiendo los pasos anteriores elaborar quinoa no supone demasiado problema, existe un truco eficaz para garantizar su perfecta preparación ¿Cuál? el tostado; tostando o sofriendo las semillas antes de cocer, se garantiza que quedarán sueltas y ganarán sabor.

La quinoa puede tostarse sola o acompañada de un poco de aceite, del mismo modo cabe la posibilidad de adicionar algún sabor o especie.

¿Cuánto dura la quinoa?

Siguiendo estos pasos, se tendrá una quinoa para consumir al momento o guardar, ya que entre sus ventajas, está la de conservarse durante una semana siempre que se refrigere en la nevera, o congelada en el refrigerador.

Alternativas para consumir quinoa:

Otra de las particularidades de la quinoa es su versatilidad, lo agradable de su sabor y textura permite consumirle sola o en platos tan simples como una ensalada; asimismo, se tendrán opciones como:

  • Preparar rejuvelac: esta bebida es producto de la fermentación de cereales o semillas, entre ellas las de quinoa, de igual manera sirve para fermentar quesos veganos caseros debido a su alto contenido en prebióticos.
  • Hacer pan: de la misma forma que sucede con otros cereales fermentados, las semillas sirven de base para hacer panes junto a la masa madre.
  • Germinados: si bien son bastante pequeños, estos brotes le confieren un extra crujiente y fresco a ensaladas y platos fríos, así como sustituto en masas de albóndigas, hamburguesas veganas, a modo de cuscús o relleno de empanadas.

Deja un comentario